Costa Rica tiene talento humano sumamente calificado para explotar hidrocarburos con responsabilidad y sostenibilidad, afirma Alvarado

Costa Rica tiene talento humano sumamente calificado para explotar hidrocarburos con responsabilidad y sostenibilidad, afirma Alvarado

El candidato a la presidencia del Partido Nueva República, Fabricio Alvarado, analizó el tema de la producción de gas natural y de petróleo en Costa Rica.

Alvarado señaló que lo hacen de la mano de expertos y especialistas en la materia como científicos del Colegio de Geólogos de Costa Rica, «no como otros solo recitando discursillos que están de moda en otros países con realidades muy diferentes a la nuestra».

El candidato presidencial afirmó que la evidencia es sólida «en Costa Rica hay reservas de petróleo y especialmente existe gas natural de excelente calidad».

«Entonces en medio de la peor crisis de nuestra historia ¿Por qué prohibir una actividad productiva que puede traer mucho empleo y grandes ganancias para el país?», cuestionó.

Alvarado sostuvo que «es incomprensible que existan personas que no se den cuenta que miles de familias en Costa Rica tienen hambre y desesperación y vengan a decir que no a una fuente de trabajo».

A la vez que aseveró que «con el respaldo de lo que una y otra vez han dicho los científicos del Colegio de Geólogos de Costa Rica lo podemos decir: en nuestro país sí hay hidrocarburos valiosos, así como también, hay talento humano sumamente calificado para explotarlos con responsabilidad y sostenibilidad».

«Nueva República sí tiene los pies en la tierra y posee una visión clara del proceso que debe llevar el país hacia el uso de otros tipos de energías», añadió.

Asimismo, señaló que Costa Rica «tiene un alto potencial en la producción de gas natural».

«En Costa Rica tenemos y podemos producir hidrocarburos y hacerlo con inteligencia, responsabilidad y sostenibilidad», añadió.

Alvarado destacó que «esta es una de las grandes soluciones inmediatas para generar empleo y reactivar la economía».

«Terminan tiempos de decisiones absurdas, comienza una época de desarrollo y productividad», concluyó

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.